3 estrategias clave para mejorar tu campaña de Email Marketing

Share on Pinterest
There are no images.

Como hemos comentado en artículos anteriores, las campañas de email marketing son una excelente estrategia para llegar a tus clientes. Se trata de un recurso eficaz, de bajo costo y el cual sigue más vigente que nunca. Ahora bien, ¿no estás teniendo los resultados que esperas? ¿no le encuentras la vuelta a tus campañas de email marketing? En este post te dejamos 3 claves fundamentales que debes considerar para que tus campañas sean prósperas y puedas obtener resultados efectivos de las mismas.

Ante todo, es necesario recabar datos previos y hacer foco en los análisis de las campañas ya enviadas. De esa forma, podrás conocer los puntos frágiles que has tenido y así comenzar a mejorar esas debilidades. A continuación, te enumeramos tres ítems para que puedas llegar a mayor cantidad de público y aprovechar al máximo tus campañas.

1. Frecuencia

Para que tus campañas lleguen a más destinatarios y puedas conseguir tu objetivo, es fundamental tener en cuenta la frecuencia de envío de los mails. Nos referimos a que veces puede ser un tanto molesto recibir constantemente correos electrónicos o, si te pasas al otro extremo, puede que el usuario se olvide de ti porque nunca le llegan novedades sobre tu empresa.

Lo que te aconsejamos es que busques un punto intermedio y que, en base a los datos arrojados de tus campañas anteriores y a los hábitos de tus clientes, rediseñes tu estrategia. La idea es estar presente sin ser invasivo, lo ideal es hacer dos envíos semanales -recuerda que esto puede cambiar de acuerdo a tu público-.

Una buena sugerencia es buscar los mails con más aperturas y tratar de focalizar en ese tipo de estructuras. Pueden ser ofertas, presentaciones de productos, algún servicio o beneficio extra, etc. Trata de imitar las acciones que tuvieron más aperturas, para así poder seguir mejorando.

2. Segmentación

La frecuencia de envió de los correos electrónicos es importante pero no suficiente. Esta estrategia puede resultar inútil si tus listas de correo electrónico no están segmentadas.

Algo común que sucede con los envíos de correos es que muchos reducen la frecuencia con el objetivo de mejorar las estadísticas o permanecer fuera de la carpeta de correo no deseado y, aun así siguen sin ver los beneficios. He aquí por qué…

Si reduces la frecuencia y envías sólo dos o tres correos electrónicos por semana, es probable que los destinatarios más comprometidos (10% o 20 %) pierdan información útil, dejando gran cantidad de valor y compromiso de lado sobre tu empresa o producto.

Entonces es primordial tener segmentados a tus clientes, un buen truco es segmentar en base a ese compromiso, al dividir listas de destinatarios en el “más comprometido”, “un poco comprometido” y “menos comprometido”, por ejemplo, puedes optimizar la frecuencia de envío con cada segmento y maximizar la interacción con cada uno de ellos.

También, puedes fraccionar de acuerdo a la información que quieren recibir, si son o no clientes, entre otros. Ten en cuenta que mientras más acotado es el nicho al cual le envías información, más funcionará la apertura de los emails.

3. La adaptación para móviles

El crecimiento exponencial de la telefonía móvil es otro tema crucial. Además de la necesidad de desarrollar el contenido adecuado para una pantalla más pequeña, hay algunas otras cuestiones en las que pensar.

En primer lugar, si nos fijamos en los datos de correo electrónico procedentes de los móviles, es importante tener en cuenta que las estadísticas pueden ser muy diferentes.

Algunos teléfonos inteligentes abren automáticamente cada correo electrónico y escanean el contenido en busca de virus. Esto no es positivo, ya que la tasa de apertura será alta pero en realidad la información no ha llegado, en este caso es importante mirar más de cerca la tasa de clic.

En segundo lugar, existe un desafío adicional al enviar tus correos a los móviles. Es necesario comparar los diferentes dispositivos y alterar la frecuencia de envío en los teléfonos, ya que el comportamiento varía – las personas se cansan más rápidamente al ver el mismo remitente en la bandeja de entrada de sus teléfonos- .

Acuérdate que cada dispositivo es diferente y hay que interpretar los datos en consecuencia. Asimismo, si no quieres hilar tan fino, ten en cuenta un diseño responsive para tu página web y corrobora que tu mail se vea perfectamente en varios soportes. Como siempre te decimos, el hecho de que te envíen un mail y no se abra o la imagen no cargue, ya habla mucho sobre tu empresa.

Para finalizar, te sugerimos que monitorees constantemente cada una de estas áreas en tus campañas de correo electrónico, para poder perfeccionar tus envíos, de acuerdo al comportamiento de los usuarios. Seguramente, poniendo en práctica estas estrategias, podrás ver mejoras significativas.

Confirma la eficacia de esta herramienta probando Ibumu Email Marketing, ¡tienes 500 envíos gratis! 

Share on Pinterest
There are no images.