Pasos para migrar a la nube con éxito

Pasos para migrar a la nube con éxito

Share on Pinterest

El cloud computing es una de las tendencias más dominantes de nuestros días. La mayoría de las empresas promueven  servicios en la nube, por lo cual es fundamental iniciar la migración. Pero ¿cómo lograr que este proceso sea exitoso? No te pierdas este post, porque te contamos cinco pasos para tener en vista!

El cloud computing se apoya sobre una infraestructura tecnológica dinámica que se caracteriza por un alto grado de automatización, una rápida movilización de los recursos, una elevada capacidad de adaptación para atender a una demanda variable, así como virtualización avanzada y un precio flexible en función del consumo realizado. Es por esto y mucho más, que la nube se está imponiendo en todos los ámbitos de la tecnología, por lo que la migración a estos servicios no puede dejarse de lado. Desde CloudTweaks han recopilado los pasos que hay que seguir para realizar este proceso de manera correcta.

1. La preparación. Es necesario identificar los objetivos del negocio y la forma de llevarlos a cabo. Para ello, lo ideal es recopilar información de todas las áreas de la empresa que se vayan a ver afectadas por la migración.

2. Evaluación del negocio y las aplicaciones. En este punto debes preguntarte qué aplicaciones pueden moverse a la nube. Algunas, como herramientas de oficina, ya están disponibles y pueden utilizarse desde hace tiempo. Sin embargo, hay otro tipo de tareas que no deberían comenzar a desarrollarse en la nube de forma precipitada, como puede ser el almacenamiento de archivos o el correo electrónico.

3. Elegir la empresa que proporcionará el servicio. Las opciones son variadas, por lo que es conveniente seleccionar información, tanto del vendedor como opiniones de usuarios del servicio antes de reducir el número de candidatos. Cuando las opciones se hayan reducido, se pueden tener en cuenta otro tipo de criterios (económicos, por ejemplo) que ayuden a decidir qué empresa se adapta mejor a nuestras necesidades.

4. Tomar Precauciones. En cualquier caso, siempre conviene estar preparado para lo peor y preparar un plan de «emergencia» por si fallase alguno de los servicios. Lo más probable es que nunca tenga utilizarse, o al menos eso esperamos.

5. El trabajo de mantenimiento. En esta etapa hay que comenzar a fomentar el trabajo con las nuevas herramientas. Además, hay que evaluar que se cumplen los objetivos y predicciones del primer paso, para, si no funciona, replantear la estrategia. Asimismo, se pueden buscar nuevas áreas para migrar a la nube con la experiencia acumulada y siguiendo los mismos pasos.

Share on Pinterest

Deja un Comentario